Una Actitud Solidaria, para acortar la brecha
Sin bandera política ni religiosa recorren las calles de la ciudad con la llegada del frío para asistir a pobres y desamparados. Brindan alimentos, ropa, una palabra o la oreja. Hacen todo a pulmón y de forma anónima. Y no reciben dinero donado.
 
Notas relacionadas:
Para donar o participar
Historias de vidas
Esta historia nació el año pasado, cuando un grupo de amigos cansados de lamentarse al ver a la gente que menos tiene y más necesita en la ciudad decidió “hacer algo”. Se organizaron, comenzaron a recolectar ropa y alimentos, e iniciaron su primera “exploración” por las calles para ofrecerle a los desamparados algo que los alivie del frío o que les acaricie el corazón.

“Esa semana nos habíamos juntado y comentábamos que había gente pasando frío -recuerda Martín (29), estudiante de Lic. en Enfermería-. Sabíamos que por avenida Freyre había gente que se ofrecía con ollas con mate cocido caliente, con comida. El clima era parecido al del 2003 durante la inundación”.

Luciano (30), que es otro de los integrantes de lo que primero se llamó “Jóvenes Solidarios” y hoy se conoce como “Actitud Solidaria”, agrega: ‘Cuando estás en tu casa en invierno decís ’yo tengo un techo, tengo abrigo, tengo comida, ¿qué será de la gente que está en la calle?’. A partir de eso surgió esto de hacer algo por esta gente”. “Los asistimos en lo básico, cuando tienen úlceras se las curamos”, explica Melisa (25), que también estudia Enfermería.

Actitud Solidaria se describe como “un nexo directo entre lo que tenemos o nos donan y quienes necesiten esa ayuda inmediata”. En ese sentido Martín recuerda: “Algo tan simple como fue una radio, a ellos les dio una alegría que no te das idea. Una radio que él tenía en la casa (señala a un compañero) y que no la usaba, la donó y se la dimos a una gente. Y al otro día cuando volvimos estaban todos escuchando la radio a todo lo que daba y atentos a eso”.

“Lo mejor es la alegría, porque no es sólo acercarles la bandeja con la comida sino que después comienza a entablarse una especie de diálogo donde las personas comienzan a manifestar su problema. Donde vos podés llegar a la descubrir por qué están en esa situación”, describe María. Y Luciano agrega: “Buscamos dar una contención”. “Ellos nos tratan como si fuéramos de su familia”, dice Martín. “Además se aferran a cosas simples, a un perro, no tienen nada”, termina Luciano.

Pero también les toca vivir lo otro. El dolor y la angustia. Porque el contacto directo con esta realidad los acerca a lo que muchos no quieren ver, a lo que otros no se sienten preparados para poder vivir. “Lo peor fue la muerte de uno de ellos que dormía cerca de la Plaza Pueyrredón. Murió de cirrosis y lo más doloroso fue la reacción de su amigo. Eran ellos dos solos y se tenían el uno al otro nada más. Y ese día cuando fuimos vemos que se había ido a dormir a la plaza en un pozo en la tierra porque no quería estar donde estaba antes con su amigo que se murió. Eso fue bastante triste. ’Se me fue mi hermano’, me decía Roberto cuando hablaba de Fernando”, relata Luciano.

La próxima salida

Este año, ¿cuándo tienen pensado largar?

María. La última semana de mayo o el primer día de junio. El tema es que el año pasado lo arrrancamos como anónimos, como cosa nuestra, pidiéndole ayuda a nuestros familiares y amigos. Pero no alcanza. Entonces dijimos ’vamos a hacernos un poco conocidos, vamos a pedir ayuda’. Nos dieron una mano acá, en el diario, y ahí arrancamos con las radios y la gente. Nos ayudaron mucho. Reconocieron lo que estábamos haciendo y nos dieron una mano importante. Lo único negativo de eso fue que teníamos sólo dos autos para repartir todo. Los saturábamos, y quedó afuera un montón de gente porque no podemos más.

Si un restaurante les quiere donar algo, ¿lo aceptan?

Martín.
Lo que no queremos es tener un sponsor, porque te juega en contra. Si tenemos que hacer alguna publicidad corremos el riesgo de que la gente piense que estamos bancados por alguien y que no necesitamos ayuda. Este es un año político y se hace complicado. Eso es algo que queremos remarcar: No pertenecemos a ningún partido político ni vamos a pertenecer.

Alguna panadería...

Luciano.
Todo es bienvenido. El pan diario sale de nuestra plata, la verdura también. Nuestro mayor problema es la falta de movilidad. Lo hacemos de lunes a viernes y algunos domingos. Salteamos el sábado porque toda la gente sale y la gente que está en la calle aprovecha el movimiento para ir a cuidar autos.

Martín. Y los días de lluvia también se complica porque ni ellos saben a dónde van. Te dicen: “Yo, donde encuentro un reparo me acuesto a dormir”.

Sumar voluntades

“Queremos invitar a todos los que se quieran sumar. La idea es que se vaya agrandando para que no solamente sea algo que se pueda hacer cuando hace frío, porque la gente tiene que comer durante todo el año”, convoca Luciano. Así que para sumarse en la Actitud Solidaria para salir a las calles o para donar algo hay que contactarse con ellos.

Hay quienes recorren nuestras calles mirando vidrieras, hay quienes aprecian la belleza del paisaje o de las personas. Hay quienes se detienen ante un perro callejero y buscan darle albergue. Están aquellos que absortos en su realidad no pueden trascender los vidrios de sus autos o de sus lentes de sol. También están los que caminan nuestras veredas y dolidos ante la realidad que los golpea deciden hacer algo. Luego surgen quienes apoyan estas ideas desde la entrega de su tiempo material o de aquello que haga posible la asistencia a quienes lo necesitan. Estas páginas buscan no sólo mostrarte que podés sumarte a un grupo de jóvenes que trabajan y estudian para vivir y disponen de un tiempo para entregar a los demás, sino también que podés aportar lo que puedas en ropa, alimentos, elementos de cocina para hacer posible esta cruzada que todas las noches se inicia con la simple intención de acercar comida, abrigo y afecto a quienes viven sin techo en nuestra querida Santa Fe.
Amor a la camiseta
Probar suerte y vivir del deporte
Encontraron una puerta abierta
Deseos compartidos
Alternativas para tratar de estar mejor
Compromisos de hoy para un mejor mañana
Colores para decir cosas
Verano en la city costera
Paintball, el juego de la guerra
Sembrando campitos de rugby en Santa Fe
Los tips del verano
Drogas, de eso sí se habla
Donde hay violencia no hay amor
Suban El PoTe... ¡grabando!
Dos de los jóvenes destacados en 2008 tienen la palabra
Antes de la música, los lutieres
Jóvenes mundiales
Una Actitud Solidaria, para acortar la brecha
¡No olvides tu desayuno!
Santafecine
Miles de santafesinos ya tienen su identidad digital
e-candidatos en Santa Fe
Vidas atravesadas por el arte
Que no te gane el miedo
¿Qué estás leyendo?
En julio también hay carnaval
Scouts: el gran juego de la vida
Jóvenes con nuevos vientos
No hay que ver para crecer
Objetivo: llegar a la cima
Del laboratorio a la realidad
Matemática jugada
En honor a los bisabuelos
La originalidad como marca registrada
¿Quién fue San Valentín?
¡Andate al río!
Cazá los brolis y terminá en la nocturna
Volvió el carnaval
Desarrolladores de videogames se juegan la vida desde Santa Fe
Los hijos de Malvinas
Momento de hacer rancho aparte
Juntadas taringueras: la tribu virtual cara a cara
¡Hacete cargo!
¿Cuál es tu blog?
O sea que somos amigos
ARCHIVOS ESPECIALES
Mi primera vez... debut sexual: crecer y que el momento llegue
¿Quién es Germina Campos?
Espacio de arte
Somos Folclore
Archivo Informes 2006
Participación joven
Desde las tablas, historias para explorar
Te doy una mano
Vacaciones con amigos
Fuga al verde
Cosquín siempre deja historias en la piel
Una verdadera movida gourmet se cocina en Santa Fe
Oficios por transmisión vertical
Compartir ideas para transformar la realidad
La red social de la mente que te jaquea
Primavera + Amigos
Zoolidarios
Y vos ¿cuánto sabés sobre el sida?
Adrenalina sobre ruedas
TC 2000: Una fiesta a fondo
Una santafesina que vuelve al pago
La peña de la play: ¡Cada uno lleva su joystick!
Carreras que rompen el molde
Abre Bienal
Trabajos en la www
Herederos del oficio de Moreno
Pateando piedritas por los caminos
Payamédicos en Santa Fe: ¡¡¡La risa es algo serio!!!
La pottermanía con sede propia en Santa Fe
Sueños de Primera
Por amor al fútbol
Trabajo práctico: la crisis
Arte en el aire
Casa tomada por artistas
Avanzada femenina: Cuando ellas juegan los deportes “de ellos”
No te entiendo nada
Los equilibristas urbanos
Grandes logros, grandes ganadores
Clandestina, la comunidad del saber
El Centro de Artes Circenses en marcha
Tras los pasos de los hermanos Lumière
SIDA: lo importante es saber
Un plan B para la gripe A
Pasión por lo árabe
Estos son nuestros olímpicos
Los mejores Info Centrales de O sea '10
Visiones de la realidad
Silencio: Búhos en la cancha
Cambio... afuera
Manga y Animé: Japón despierta pasiones
La mesa de los nuevos escritores santafesinos
Q' lqra cmo scribims!*
¡Cuidado que quema!
Puestos a punto
Capacitados para trabajar
Archivo Informes 2007
 
Contactanos a
SEGUINOS EN
{agenda1} {agenda2} {agenda3}
SANTA FE - ARGENTINA