Donde hay violencia no hay amor
La violencia contra las mujeres adopta diferentes formas. Algunas son más fáciles de percibir o están naturalizadas. Ninguna es justificable y todas son repudiables. Hoy O sea se mete con un tema doloroso y es necesario que estemos alerta.
 
Muchas mujeres son víctimas de violencia en nuestro país y para completar el cuadro algunas de ellas cargan con estigmas que van desde señalarlas con el dedo para hacerlas ver tontas hasta decirles que les gusta el papel de víctima.

Se debaten entre la sorpresiva reacción violenta de quienes deberían quererlas y respetarlas. Otro factor es la falta de protección y comprensión de su entorno social, laboral y la falta de respuestas y soluciones de la policía, la justicia o el Estado. Hoy el gran avance es la visibilidad del tema y la gran contra es la falta de soluciones efectivas para resolver estas situaciones.

En Santa Fe, la Legislatura tiene entre sus manos un proyecto de ley para declarar la emergencia por violencia de género; a nivel nacional sucede algo similar. Ambas iniciativas se justifican por la cantidad de casos de violencia de género que se dan en el país y por la repitencia de crímenes de los que son víctimas las mujeres por su sola condición sexual. Según la Organización Mundial de la Salud, tres de cada diez adolescentes reportaron haber experimentado violencia en sus relaciones.

Amor sin dolor

Varias chicas que fueron golpeadas o maltratadas por sus parejas dieron su valioso testimonio. Reservamos sus identidades por pedido de ellas. “Muchas veces cuando una es golpeada siente vergüenza de decirlo porque te encontrás con respuestas o preguntas que también son violentas, o porque, en un momento, hasta llegás a pensar que hay alguna razón que justifica esa violencia”, relató Laura, de 25 años.

Las frases impuestas hacen que naturalicemos algunas cuestiones tan cotidianas como los celos y que muchas veces aceptemos que los límites se corran un poco.

Alicia, de 30, es un ejemplo: “La primera vez que me pegó fue cuando me pidió la contraseña del mail y no se la quise dar”. Laura vivió una situación similar cuando su novio le revisó el celular y Alicia perdió el trabajo por celos. “Decía que mi jefe y yo éramos amantes y tuve que dejar el trabajo‘”.

La tolerancia a estas situaciones encuentra siempre un límite que en general está en lo físico, pero hay signos que anticipan que la persona con la que estás puede ser violenta. Algunos datos aportados por nuestras entrevistadas:

• Si es machista.
• Si es agresivo con otras personas.
• Si es manipulador.
• Si no puede controlar sus reacciones violentas tanto físicas como verbales.
• Si no respeta tu intimidad.

Vulnerabilidad y manipulación

Celeste (18) tuvo en su pasado reciente un novio violento. “Era difícil controlarlo cuando se sacaba. Empezaba a los gritos y de ahí a tirar cosas, a pegarle a la pared. La violencia fue creciendo con el tiempo y lo que en un principio para mí era amor, porque creía que me cuidaba, terminó siendo un control descontrolado. Me seguía, me llamaba todo el tiempo, me perseguía, me cuestionaba todo cuando no estaba con él”.

Alicia remarcó que “algo que también es increíble es el poder de manipulación que (ellos) tienen de las personas. De repente, para el resto es increíble que esta persona pueda ser violenta, muchos conocidos no me lo creían, no lo podían creer. Él me pegaba y después lloraba, me pedía perdón y me prometía de todo. Volví con él unas veces porque lo amaba y creía que iba a cambiar de verdad, pero no cambian. No cambian, son violentos y no se curan”.

No estés lejos

“Si yo no hubiera tenido a mi mamá y a mis hermanos, no estaría acá, y esta es una de las cosas a las que hay que prestar atención: te corta los vínculos con tu familia, con tus amigos, con tu entorno. Que cómo te vestís, que tus amigas son putas y que vos también”, advierte Alicia.

Pero Celeste agrega otra situación que se repite con frecuencia, que es la falta de respuestas y el desaliento que eso provoca: “Cuando fui a la policía me tomaban la denuncia pero me decían que no había nada que hacer. Fui una vez al hospital con los golpes recientes y el médico me ofreció llamar a la policía, pero llega un momento que sentís que nada sirve. Hay que luchar y luchar hasta que alguien escuche, porque si insistís, se da”.

Alicia tiene un vínculo con su ex pareja porque juntos tienen un hijo y siente que los plazos de la justicia no responden a su necesidad de sentirse protegida. “Pido una orden de distancia y me la dan por un tiempo nomás. Lo que necesito es que esté preso porque lo que me hizo a mí se lo va a hacer a otra después. Primero son los más dulces del mundo y después golpean de un modo increíble”.

Hay distintos modos de violencia de las que las mujeres pueden ser víctimas. Desde la violencia en la escuela, en la familia o en la calle. Te pueden agredir desconocidos, conocidos, tu novio, algún familiar, etc. También aunque no lo creas las conductas de los violentos son muy parecidas. En un momento crítico como la adolescencia el pedido de ayuda es fundamental. Lo importante es que tengas claro que nada de lo que hagas o dejes de hacer amerita un solo golpe. Informate, para ello hay muchos espacios tanto en Internet como entre los organismos del Estado (ver recuadro Acercate).

Aunque a veces las soluciones parezcan lejanas, en realidad información es lo que a muchas de las mujeres con las que hablamos les hizo falta para comprender a tiempo lo que les estaba pasando y evitar males mayores. Informate. En nuestro osea.ellitoral.com encontrarás más datos y testimonios para estar atenta para que esto no te suceda.
Amor a la camiseta
Probar suerte y vivir del deporte
Encontraron una puerta abierta
Deseos compartidos
Alternativas para tratar de estar mejor
Compromisos de hoy para un mejor mañana
Colores para decir cosas
Verano en la city costera
Paintball, el juego de la guerra
Sembrando campitos de rugby en Santa Fe
Los tips del verano
Drogas, de eso sí se habla
Donde hay violencia no hay amor
Suban El PoTe... ¡grabando!
Dos de los jóvenes destacados en 2008 tienen la palabra
Antes de la música, los lutieres
Jóvenes mundiales
Una Actitud Solidaria, para acortar la brecha
¡No olvides tu desayuno!
Santafecine
Miles de santafesinos ya tienen su identidad digital
e-candidatos en Santa Fe
Vidas atravesadas por el arte
Que no te gane el miedo
¿Qué estás leyendo?
En julio también hay carnaval
Scouts: el gran juego de la vida
Jóvenes con nuevos vientos
No hay que ver para crecer
Objetivo: llegar a la cima
Del laboratorio a la realidad
Matemática jugada
En honor a los bisabuelos
La originalidad como marca registrada
¿Quién fue San Valentín?
¡Andate al río!
Cazá los brolis y terminá en la nocturna
Volvió el carnaval
Desarrolladores de videogames se juegan la vida desde Santa Fe
Los hijos de Malvinas
Momento de hacer rancho aparte
Juntadas taringueras: la tribu virtual cara a cara
¡Hacete cargo!
¿Cuál es tu blog?
O sea que somos amigos
ARCHIVOS ESPECIALES
Mi primera vez... debut sexual: crecer y que el momento llegue
¿Quién es Germina Campos?
Espacio de arte
Somos Folclore
Archivo Informes 2006
Participación joven
Desde las tablas, historias para explorar
Te doy una mano
Vacaciones con amigos
Fuga al verde
Cosquín siempre deja historias en la piel
Una verdadera movida gourmet se cocina en Santa Fe
Oficios por transmisión vertical
Compartir ideas para transformar la realidad
La red social de la mente que te jaquea
Primavera + Amigos
Zoolidarios
Y vos ¿cuánto sabés sobre el sida?
Adrenalina sobre ruedas
TC 2000: Una fiesta a fondo
Una santafesina que vuelve al pago
La peña de la play: ¡Cada uno lleva su joystick!
Carreras que rompen el molde
Abre Bienal
Trabajos en la www
Herederos del oficio de Moreno
Pateando piedritas por los caminos
Payamédicos en Santa Fe: ¡¡¡La risa es algo serio!!!
La pottermanía con sede propia en Santa Fe
Sueños de Primera
Por amor al fútbol
Trabajo práctico: la crisis
Arte en el aire
Casa tomada por artistas
Avanzada femenina: Cuando ellas juegan los deportes “de ellos”
No te entiendo nada
Los equilibristas urbanos
Grandes logros, grandes ganadores
Clandestina, la comunidad del saber
El Centro de Artes Circenses en marcha
Tras los pasos de los hermanos Lumière
SIDA: lo importante es saber
Un plan B para la gripe A
Pasión por lo árabe
Estos son nuestros olímpicos
Los mejores Info Centrales de O sea '10
Visiones de la realidad
Silencio: Búhos en la cancha
Cambio... afuera
Manga y Animé: Japón despierta pasiones
La mesa de los nuevos escritores santafesinos
Q' lqra cmo scribims!*
¡Cuidado que quema!
Puestos a punto
Capacitados para trabajar
Archivo Informes 2007
 
Contactanos a
SEGUINOS EN
{agenda1} {agenda2} {agenda3}
SANTA FE - ARGENTINA