Tras 17 años de ausencia Cuba visitó la tierra del Che
Silvio Rodríguez actuó este fin de semana en el Hipódromo de Rosario. Allí llevó un pedazo de la isla que lo vio nacer. Allí buscó encontrarse con la ciudad donde Guevara tomó la primera bocanada de aire que le dio vida. Allí se brindó humilde, generoso y por completo a un público que lo esperaba hace tiempo.
 
El show que el más grande cantautor de la trova cubana dio este sábado en Rosario fue emotivo, austero, diverso y cautivante. Tal la personalidad de Rodríguez aunque se empeñe en ocultarla tras un gesto a veces adusto que por esta vez decidió dejar en otra parte.

Acompañado por Trovarrocco compuesto por Rachid López Gómez -guitarra de concierto-, César Bacaró Lainé -bajo acústico- y Maike Elizarde Ruano -guitarra tres-; la flautista y clarinetista Niurka González y Oliver Valdés en batería y percusión; el autor de “Ojalá” y tantas memorables canciones conformó tres horas de pura música y unas pocas palabras dichas sin compás y con precisión suiza.

En el claro de la luna, hizo que desde el inicio se respire un claro mensaje. En el escenario el artista invitaba a su público a soñar con todo lo posible. A soñar hoy el mañana y a buscar ese sueño sin pausa. Al final de su primer tema saludó a Rosario, reconoció sus años de ausencia en el lugar y reivindicó las luchas de su pueblo cubano que “está cambiando pero mantiene los mismos principios”.

La emoción del reencuentro se vivió durante todo el recital. Cuba siente a Rosario como una parte suya y claro quedó que el sentimiento es recíproco con cada ovación que el público dedicó al trovador.

Los de siempre y una primera pausa

“Sea señora”, “Carta a Violeta Parra” fueron el preludio de “Cuentan” -adelanto de su próximo trabajo discográfico-, “Virgen de Occidente”, algunos clásicos históricos como “De la ausencia y de ti Velia”, “Días y flores” y “Mariposas”.

La pausa llegó para dar paso al primer invitado de la noche. “Amaury Pérez”, dijo Silvio, y el hombre canoso y corpulento se volvió pequeño para decir que era para él un sueño tocar en la ciudad del Che. “Cuando lo cuente en Cuba, mi familia no me lo va a creer. Estoy sumamente nervioso”, confesó antes de interpretar “Acuérdate de Abril”, “Hacerte venir” y “Amigos como tú y yo”, que compuso junto a Rodríguez para un programa que Pérez condujo en Cuba “a lo Susana Giménez pero más intelectual”.

Pasan los años y un enorme movimiento cultural cubano mantiene en su discurso las banderas de siempre. Tras interpretar “Sonrisas de papel”, llegó “Canción del elegido”, escrita originalmente para el Che, que Silvio dedicó a los Cinco Cubanos -Antonio Guerrero Rodríguez, Fernando González Llort, Gerardo Hernández Nordelo, Ramón Labañino Salazar y René González Sehwerert- presos en EE.UU. por infiltrarse en el país del norte para detectar actos terroristas contra Cuba.

Siguieron luego “El mayor”, “La gaviota” y “El reparador de sueños”. “Esa canción la cantan los niños en Cuba, ésta no”, dijo desde el micrófono antes de interpretar “Óleo de mujer con sombrero” en una versión jazz.

Más clásicos, más invitados

Sonaron luego más clásicos como “Escaramujo”, “Quién fuera” y “La maza”. Como antesala para la presentación en escena de dos jóvenes músicos cubanos que cada tanto visitan nuestro país, Santiago Feliú y Yusa -con un bajo que resultó el único instrumento no acústico de la velada-. Tocaron dos canciones que llenaron de energía la noche.

El comienzo del final fluctuó entre clásicos que el público cantó con entusiasmo y algún tema más de su último CD, “La era está pariendo un corazón”, “El necio”, “Demasiado” y “Ojalá”. Para la despedida eligió “Pequeña serenata diurna”, “Con un poco de amor”, “Ángel para un final”, “El papalote”, “Santiago de Chile”, “Casiopea” y “Paula”.

La elección de temas fue más pensada hacia lo que el público que tanto extrañaba a su trovador quería escuchar que para promocionar su Segunda Cita. Fue un Silvio reconciliado con temas viejos que alguna vez aseguró no disfrutaba cantar como antes. Fue volver a escuchar esas canciones que hoy el músico presenta con leves variantes y en nuevas versiones. Fue para muchos escucharlo con los ojos cerrados para trasladarse algunos años atrás y volver a mirar con ojos de asombro las simples canciones que llenan el alma.

Fue impecable desde todo sentido. Rodríguez se mostró encantado de estar allí, se acopló como guitarra secundaria y dejó de lado su rol protagónico en la ejecución para abocarse de lleno a interpretar cada canción con su voz cálida y temblorosa. Tenía un encuentro pendiente con el público de Santa Fe y saldó esa deuda con creces.
Celebrando una década de rock
Animals llega al Cultural
Medula en un buen arranque
Hora de arrancar
Una carta para un CD
O.J.O se presenta un gran CD
Sonidos disperos y concentrados con Mo Blues
Nació la Federación Argentina de Músicos Independientes
Los Cafres y Vicentico gratis en la Costanera
¿A dónde están las palmas Gualeguaychú?
Kamalote abre el 2010 de la Santareggaefest
Ovejas: Una revelación en polleras
Gol de Chancho, primer premio y disco en puerta
Vera Spinetta y Hernán Jacinto en Santa Fe
Abre en primera persona
Con la música en casa
Cadena se presentó en Santa Fe
The Mersey: tributo a la magia
Este RIO promete sonar a fondo
Jazz Spring Break! a moverse!
CHACO: Búsqueda constante
Gol de Chancho: fecha y disco
No les tiembla el pulso en el Municipal
Contragolpe: Punk-rock con nuevo Sello
Andando un camino por los mundos
Badú: el Pop en su Naturaleza
Desde otro ángulo: Emiliano Gaspoz
Un buen tributo
Poquet Awards 09: Premiando a los de acá
Carneviva Unplugged
La cuna de las canciones del futuro
Los temas del otro lado
Muerto En Pogo "Todavía sirve"
Pasamanos festeja sus 25 años
Reencuentro con un espíritu elevado
Un Deluxe para McCartney
Manga está creyendo en su fuerza
Gol de Chancho acústico
Llega Pez a Santa Fe
La magia del jazz en Rosario
Más Rock en la Playa
Noche de blues en Santa Fe
Astro Bonzo larga un sonido lleno
Una manada de músicos encendidos
Pobre Vaca con nuevo material
El Pre Cosquín ya está en marcha
Mao desembarca en la Plaza Pueyrredón
Artistas unidos por Casa Cuna
Ya están los finalistas de Música en el Río
THE MERSEY: un homenaje Beatle
El (des)concierto de Sumo en Santa Fe
Cabezones suena acústico en El CCP
Fito cierra Música en el Río
Una fiesta del rock santafesino
Una noche bien musical en Living 33
Encuentro Nacional de Murgas
Cohibas experimentó en el mar
Enterluz, la revelación del rock alternativo
Astro Bonzo en un primer show desenchufado
Tristán Ulla en Santa Fe
Astro Bonzo despide el año con todo
Manga: Rock entre viejos amigos
Rock en el Parque
Rock en Ruinas con programa doble
Mario Gomez: “Lo importante fue que siempre fuimos Vilma Palma”
A la conquista de 2009
Construyendo una casa para el rock
Siete Millas: con su gente y en su pago
Rock XX Roll
Gabo Ferro: cantar lo que se debe cantar
Carneviva: 19 años son todo
Manu Chao despide la montaña
Regreso veraniego
Fluyendo hacia la canción
Carajo: entre sueños y granadas
Ginkgobiloba rock en formato eléctrico
Pulse: aprendiendo a volar
Aisetsena: “Estamos en una etapa de cambios”
'08 Archivo de notas
Todo el jazz y soul junto a Chris James
All The Hats: casi una década de punk rock
Regreso al pago con gloria
Colérico Buda: rock and roll sin explicaciones
Gallareta Vive 2011
Rock con sabor entrerriano
Un electroacústico para los Chanchos
Experimentos musicales
Fernández Fierro: a través de las generaciones
La esencia de un rock mëdular
Blues con sentimiento
Infusión Kamachuí: Alquimistas del sonido en acción
Rock de amigos solidarios
Particulares: En vivo y en estudio
Gustavo Angelini en el regreso
Audiciones JAZZ ENSAMBLE JR.
Sig Ragga comienza a rodar
Pichu Serniotti presenta Quedate Así
La Primavera sonó bien fuerte en todas partes
RLB: Estilo de Isla
Sonidos del lado salvaje
Legendario sonido con Willy Crook
Llega la Fiesta que estabas esperando
Cielo Razzo despidió “Grietas” en Santa Fe
Estelares presenta su nuevo disco en Santa Fe
Gastro: eléctricos, acústicos y con todas las pilas
Vudú y La Rocka en Santa Fe
Butumbaba saca boleto de ida
Andrés Ciro volvió al ruedo
Astro Bonzo en estéreo
Un espacio para el folclore joven
Sopa Negra: de Rafaela al país
Cielo Razzo y JaHmaradas en Lo Quiero Ya!
Miscelánea estrena sonido
Primeros acordes de un experimento
On the rock llega a la ciudad
Astro Bonzo: crecimiento en vivo y en estudio
Noche oscura en La LLave
Noche de Jazz en Luz y Fuerza
2º Festival de Baterías en la ciudad
Infusión presenta su material
Los sonidos de Maxi Valldeneu
JAF en Santa Fe junto a destacados músicos locales
Marco Antonio Solís en Santa Fe
Clapton: Diez años después
Tacto tocará en Noche de Patio III
Tras 17 años de ausencia Cuba visitó la tierra del Che
Matilda en la Alianza Francesa
La Playa convoca al rock
15 años a puro Punk
Experimento Negro convoca a los espíritus
TOCÓ UN BEATLE …Y YO ESTUVE AHÍ...
Buscando una casa para el rock
Mëdula: Una línea “Vital” para conectarse al mundo
The Koalas: con mucha energía y lejos de la extinción
La Cruda: reencuentro con sus fanáticos
Experimentos musicales en la Belgrano
La Cruda volvió para ser inolvidable
Ya están los primeros confirmados para el Cosquín Rock 2011
Gastón Baremberg: Hay que pegarle hasta que te sangren las manos
Punk rock entre Capital y Santa Fe
Y sigue sonando
Las mejores banda del rock esperan tu voto
Mo' Blues en el ciclo Rock en Ruinas
Levitar: en busca del sentido
Un viejo ritual con la magia intacta
Siete Millas en pausa para dar el salto
Única Actitud: del barrio al universo
Esteban Serniotti... solista
Eruca Sativa: poder mediterráneo
La lluvia no empañó el Cosquín Rock 2009: Humo bajo el agua
Attaque graba sin Ciro
Un cuarteto poderoso y picante
La Gran 7 junto a su gente
Butumbaba: una escuela de vida
Toponauta: esperado regreso a casa
Cielo Razzo: abriendo las “Grietas”
'06 - Archivo de notas
'07 - Archivo de notas
 
Contactanos a
SEGUINOS EN
{agenda1} {agenda2} {agenda3}
SANTA FE - ARGENTINA